Seleccionar página
¿Cuál es la diferencia entre un Hosting y un Dominio?
Hosting y dominio son palabras que están muy ligadas, esto hace que haya dudas sobre cuál es la diferencia entre una y otra, o para qué sirven.  Tener esta duda aclarada creo que puede ser el principio de cualquier experiencia con una página web, un blog o tienda online. Pero no me voy a limitar a decirte solo el significado de cada uno, intentaré ser un poco más explícita. Internet es como el mundo, pero virtual, no lo podemos tocar pero existe gracias a la tecnología. En este mundo no hay muros, estamos todos metidos en el mismo saco, estás aquí y con solo hacer click puedes conectar con Japón, Alaska, Argentina y China al mismo tiempo, no importa donde estés físicamente si tienes conexión a internet haces click y te conectas. Es como si viviéramos todos uno al lado del otro. En este mundo virtual nuestro comportamiento es también diferente porque todo es global, de la misma manera que nosotros hacemos click y conectamos, otros harán click y conectarán con nosotros.

Hosting

Por un lado tenemos el Hosting, viene del inglés y se refiere a hospedaje o alojamiento, es como un hotel donde contratamos un lugar específico y donde tenemos alojado todo lo que necesitamos para poder existir en el mundo virtual: los programas (HTML, CSS, PHP, etc.) con los que se crea la página, blog o tienda online, las bases de datos, archivos con textos e imágenes, correos electrónicos, etc.  En el hosting es donde tenemos el centro de control de nuestra casa virtual y desde allí proyectaremos la imagen que deseamos se vea en nuestro sitio web.
Las empresas que ofrecen espacio de un servidor a sus clientes se suelen llamar con el término en inglés web host y ofrecen el servicio de almacenaje. Cuando contratamos un hosting no tenemos la obligación de permanecer por siempre, si por algún motivo queremos cambiar, sólo debemos contratar el servicio con una nueva empresa y mudar los archivos y la base de datos. Es un cambio que en el momento que se hace es tan rápido que no es perceptible por los usuarios.

Dominio

Para explicarte sobre el Dominio, me gustaría volver a comentar que somos unos cuantos millones de personas y empresas y, siendo tantos, la mejor manera de encontrarnos es teniendo direcciones únicas o exclusivas. Generalmente decimos que el Dominio es tu nombre, pero realmente es más que eso, es también tu dirección personalizada con la que localizarán tu web estes donde estes. Es por esto que la primera vez que contratas un dominio tienes que confirmar que está disponible y entonces puedes registrarlo, esto lo puedes hacer perfectamente a través de la empresa donde arriendas tu hosting, ellos se encargan del proceso.

Sobre el registro de dominios

Una vez registras el dominio ya nadie más puede registrarlo;  siempre es importante que este registro no caduque. Generalmente renovamos cada año pero que sepas que puedes hacer el registro por hasta un máximo de 10 años para evitar olvidos y luego renovar antes de que caduque. Si no hubieses renovado el dominio mientras está activo, dejaría de funcionar aunque tienes un período de gracia de 30 días (renew grade period) que te permitiría volver a renovarlo, en algunos casos pagarías un precio superior al habitual. Si no renuevas el dominio durante ese período de gracia, seguirías teniendo la posibilidad de renovarlo pero ya entraría en un período de castigo de 30 días  (redemption grace period) hablamos de que te pedirían bastante más dinero para activarlo. Luego pasamos al período de eliminación (pending delete), si tu dominio llega aquí ya no lo puedes renovar, solo te queda esperar a que esté nuevamente libre (no todos los dominios tienen este período de eliminación). Si quieres saber más sobre el ciclo de vida de los dominios, tienes este post CDmon que lo explica más ampliamente y con gráficos.

Transferencia de dominios

Igualmente te digo, no estás obligado/a a permanecer con tu proveedor del dominio si no quieres, lo puedes transferir. Por ello y, como muy importante, cerciórate de que el registro del dominio esté a tu nombre y aparezca tu correo electrónico desde el primer momento. El proceso de cambio es muy sencillo, solo tienes que tener en cuenta estos detalles:
  • Comprobar la información del titular del dominio y el email porque es donde te llegará toda la información sobre la transferencia y desde donde autorizarás el cambio.
  • Comprobar que el servicio de Whois no sea privado, si lo estuviera, lo cancelas.
  • Necesitarás un código de autorización (Auth-Code), te lo suministra la empresa donde tienes alojado el dominio, suele ser la misma del hosting. Este código te lo pedirán al solicitar la transferencia y es con el que se verifica que eres tú el propietario o titular.
  • Te llegará un correo al email de contacto registrado en los datos del titular del dominio y tendrás que hacer clic y aceptar. Esto debe ser muy rápido, generalmente te dan uno o dos días sino se cancela la petición automáticamente.
El proceso de transferencia suele ser rápido pero si fallas en alguno de estos pasos lo cancelan y vuelta a empezar.
 
Las imágenes que he utilizado son gratuitas, gracias a https://www.freepik.es
Translate »